viernes, 19 de febrero de 2016

[LA PALABRA DELIRIO...], Eduardo Chirinos

   La palabra delirio, que hoy pertenece al vocabulario de las conductas patológicas, significaba originalmente «salirse del surco, sembrar de mañera incorrecta». El origen agrario de esta palabra es compartido con verso, que para los labradores
de la antigua Roma era el surco que araban los bueyes. Los tratadistas medievales identificaron el final del verso con el momento en que los bueyes se volvían al terminar un surco. ¿Por qué sancionaron a aquellos que se atrevían a sembrar fuera del surco? Tal vez porque advirtieron en ese desvío una mancha en la blancura que rodeaba al verso. Tal vez porque abominaron la disonancia que los apartaba de la música y los arrojaba a los brazos del silencio. No hay poema, por recto que sea, que no nos enseñe a delirar, a sembrar mal, a salimos una y otra vez del surco.

EDUARDO CHIRINOS, Anuario mínimo (1960-2010), Luces de Gálibo, Barcelona, 2012,p. 76.
&
Piet Mondrian

0 comentarios: