sábado, 27 de noviembre de 2010

DINOMONTESAURIOS, Augusto Monterroso, Pablo Urbanyi, Jaime Muñoz Vargas, José María Merino e Isabel Mellado


*********
Cuando despertó, el dinosaurio todavía estaba allí.

Augusto Monterroso
**********
El dinosaurio
Cuando despertó, suspiró aliviado: el dinosaurio ya no estaba allí.
Pablo Urbanyi
**********

El corrector
Cuando enmendó, la herrata todavía estaba allí.
*********
El descarado
Cuando plagió, el copyright todavía estaba allí.
Jaime Muñoz Vargas
*********
Cien
Al despertar, Augusto Monterroso se había convertido en un dinosaurio. “Te noto mala cara”, le dijo Gregorio Samsa, que también estaba en la cocina.
José María Merino
*********

Me desperté sin dinosaurio y sin ti. Soy una cucaracha.
Isabel Mellado

ILUSTRACIÓN: Augusto Monterroso

DESVÍO POR OBRAS: David Lagmanovich. La extrema brevedad: microrrelatos de una y dos líneas.

2 comentarios:

xiztoria dijo...

De un tiempo a esta parte está jurásico este blog.
Cuando desperté había una nueva entrada dinosaúrica.

Francisco dijo...

¡Vaya usted a saber
cuánto dura esta Era Monterrosozoica !