lunes, 11 de abril de 2016

[LOS SUEÑOS QUE NO QUEREMOS RECORDAR...], Belén García Abia

   Los sueños que no queremos recordar, que no queremos pensar, se caen en la tierra al despertarnos y se agarran a nuestra sombra. Se hace más y más oscura.
   La sombra entonces se hace más fuerte, nos agarra los pies y no nos deja caminar. La mujer feroz está dentro, hemos agarrado sus pies. Como una muñeca rusa tampoco podemos andar. Somos la mujer feroz de la mujer feroz. Infinitas sin voz.


BELÉN GARCÍA ABIA, El cielo oblicuo, Errata Naturae, Madrid, 2015, p. 59.
&

0 comentarios: