domingo, 27 de julio de 2014

AVISO DE AMOR, José Carlos Carmona

AVISO DE AMOR

   Te escribo para avisarte de que la rosa que te regalé la otra noche se irá pudriendo ante tu mirada. Te aviso para que no te desilusiones creyén­dola inmortal. En no más de dieciséis días se habrá quedado sin vida y, ante tu mirada, la rosa no será más que una metáfora de nuestro amor y sentirás que así de fugaz e insignificante fue.
   Pero te aviso de que por más que la tires a la basura, por más que se pudra hasta su más oculto pétalo, por más que acompañe restos de asado, cáscaras de mandarinas, viaje en camiones apestosos y quede caída al sol en un estercolero putrefacto, por más que, en suma, creas que se pudrió y que no fue más que una metáfora de nuestro amor, te aviso de que nadie podrá quitarle su sentido. Nadie podrá borrar el momento en que llegó a ti, nadie podrá negar que fue entregada y —y eso es lo peor para ti— recibida con amor, nadie podrá ocultar con tone­ladas de escombros y basura americana, ni con todo el tiempo del mundo y sus mentiras por contenedores, que representó eso que los mortales damos en llamar amor, ahora sí, metáfora del que entrega vida al que quiere tu vida.
   Te aviso, así, que podrás engañarte a ti, a mí y a ese otro, pero que a ella, por más que la dejes morir ante tus ojos, jamás la engañarás.

JOSÉ CARLOS CARMONA, Cuentos para después de hacer el amor, Signatura, Sevilla, 2003, p. 57.
&
Konstantin Korovin

0 comentarios: