sábado, 8 de septiembre de 2012

[ODIAR SIEMPRE...], Fernando Savater



   Odiar siempre deviene un ejercicio fatigoso que exige prestar enorme atención a los demás.

FERNANDO SAVATER, Tirar de la cuerda, Cuadernos del Vigía, Granada, 2012, página 29.


0 comentarios: