sábado, 8 de octubre de 2011

SU VIUDA Y SU VOZ, Ana María Shua


SU VIUDA Y SU VOZ
  
   De las cañerías provenía un ruido fuerte y triste al que ella suponía la voz de su marido muerto. Todas las cañerías hacen ruido, argumentaban sus amigos. En todas las cañerías se manifiesta su espíritu, decía ella. Todas las cañerías hacían ruido cuando él estaba entre nosotros, argumentaban sus amigos. Pero solamente ahora me hablan de amor, decía ella.


0 comentarios: